Dos jóvenes fueron demorados por la Policía tras embestir a una niña con su camioneta

Dos hombres de 31 y 23 años, al mando de un vehículo, embistieron a una niña de un año y medio que se encontraba sentada en el cordón de la Avenida Marana y calle Azcuénaga, dándose posteriormente a la fuga del lugar. La policía demoró a ambos, quienes se encontraban bajo los efectos del alcohol, siendo puestos a disposición de la justicia, quedando el conductor del rodado detenido.

El suceso habría ocurrido a las 23:30 horas del día lunes, en la Avenida Marana y Azcuenaga, donde conforme denuncia radicada por el padre de la menor, en circunstancias que su hija y un grupo de niños se encontraban sentados en el cordón de la calle, una camioneta que se encontraba circulando por dicha avenida de manera zigzagueante, al acercarse a los chicos realizó una maniobra brusca, lo que provocó que el resto de los pequeños reaccionen y salieran del lugar no así su hija de un año y medio, pasándole dicho rodado por encima de las piernas, provocándole lesiones de gravedad. La menor fue rápidamente asistida por un familiar quien la trasladó al hospital local.

Con los datos aportados por un hombre mayor de edad quien habría observado el siniestro, los efectivos del Comando Radioeléctrico policial y de COSIV, se abocaron rápidamente a las tareas investigativas, lo que permitió la demora de la camioneta, el conductor y  acompañante en Avenida Marana y calle Hertelendy de esa ciudad, quienes habrían sido los protagonistas del accidente. 

En el lugar y ante la presencia de testigos se procedió a identificar a los dos hombres, ambos de nacionalidad paraguaya, de 31 y 23 años respectivamente, quienes evidenciaban encontrarse bajo los efectos del alcohol, emanando fuerte aliento etílico, como dificultad en el habla, constatándose en el interior del rodado latas de cerveza, lo que fue documentado por personal de la Delegación de Policía Científica. 

La victima examinada por el médico de guardia, informó que presenta “politraumatismo, fractura de pierna derecha, escoriaciones múltiples, y hematoma de rodilla izquierda”.

Todo fue informado a la magistratura interviniente, quien ordenó la detención del hombre de 31 años, conductor del rodado, y el secuestro del rodado, y de las bebidas alcohólicas. Poe el hecho se dio inicio a una causa judicial por “LESIONES ART. 94 BIS DEL CPA AGRAVADO”.