De la Rosa sobre la deuda externa: “Fue un acto dictatorial lo que hizo Macri en el 2018”

En diálogo con la Agencia de Noticias Formosa (AGENFOR), la licenciada Graciela de la Rosa, auditora general de la Nación, se refirió al descomunal endeudamiento por 45 mil millones de dólares tomado durante el Gobierno del expresidente Mauricio Macri.

En la apertura del 139º período de sesiones ordinarias del Congreso, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, anunció que impulsará una «querella criminal» para identificar a los autores y partícipes del endeudamiento asumido durante el Gobierno de Macri, por unos US$45 mil millones, al que calificó como «la mayor administración fraudulenta y la mayor malversación de caudales que nuestra memoria registra”.

En ese sentido, la licenciada De la Rosa valoró como “muy importante” la decisión del Presidente de la Nación, jerarquizándola como “una bisagra de la historia de la deuda externa argentina”.

“Todos sabemos que la deuda externa tuvo su inicio en la dictadura militar, que durante siete años endeudó a la Argentina en casi 40 mil millones de dólares. Después fue creciendo en distintos Gobiernos, decreciendo en otros y finalmente tuvo un altísimo endeudamiento con el Gobierno de Macri”, recordó la funcionaria.

Categórica, criticó que el Gobierno de Cambiemos “en el 2016 se endeudó por 30 mil millones de dólares, en el 2017 por otros 30 mil millones de dólares y finalmente, cerrado ya el mercado para endeudar al país a nivel internacional, fue al Fondo Monetario Internacional (FMI)”.

El préstamo tomado con el organismo multilateral “es increíble, casi irracional”, evidenció, ya que el FMI “sabía cuáles eran los números que tenía la Argentina”, pero detrás “había un condimento político y de todas maneras se lo dio a Macri para su reelección”.

En esa línea, consideró que “es una bisagra el anuncio del Presidente de la Nación”, apuntando que “en la AGN, que no depende de la Presidencia, sino del Congreso Nacional, ya el año pasado abrimos para auditar la gestión y el cumplimiento de este préstamo del Fondo”.

“Hay un pecado original en este crédito porque no pasó por el Congreso Nacional”, indicó la funcionaria, haciendo notar que “la Constitución Nacional es clara donde dice que el endeudamiento externo, es decir el manejo de los créditos externos de la Argentina, lo tiene que aprobar y autorizar el Congreso de la Nación”.

Recalcó que “es importantísima la decisión que tomó el Poder Ejecutivo Nacional”, ya que “hasta ahora estábamos solos en la AGN con esta auditoría y ahora se suma el Poder Ejecutivo Nacional por la decisión del Presidente de investigar al Gobierno de Macri en este tema”.

El inicio de la deuda

Refiriéndose a una de las etapas más duras de la historia argentina, en donde hubo un feroz endeudamiento externo, indicó: “La dictadura militar fue atroz con los derechos humanos, los 30 mil desaparecidos, las cárceles, las torturas y demás, pero mientras todo eso ocurría, ellos habían tomado al Estado y dentro de sus políticas económicas, absolutamente liberales, ajenas a lo popular y a los objetivos que tenía el pueblo argentino, tomaron en casi siete años 40 mil millones de dólares”.

“Hay que dimensionar que la dictadura militar en siete años nos endeudó en casi 40 mil millones de dólares, mientras que Macri en un sólo año, en 2018, nos endeudó 45 mil millones de dólares con el Fondo Monetario Internacional”, evidenció.

¿A qué se destinó el préstamo?

El préstamo que se tomó no fue para el desarrollo productivo de la Argentina, ya que no se sabe adónde fue. “Creo que tanto la auditoría que estamos haciendo, como la que ahora inicia el Poder Ejecutivo Nacional, tienen que ver con eso. ¿Pero, por qué tanta plata? ¿Qué se hizo con eso? ¿A dónde fue?”, se preguntó.

“Lo que se hizo fue tomar dólares, convertirlos en pesos (para que esos dólares quedaran en el Banco Central) y posteriormente realizar una fuga muy importante de esa divisa, precisó. “Pero ahora nos quedamos sin esos dólares y con la deuda que tenemos que pagar y negociar con el Fondo Monetario Internacional”, denunció.

Aseveró que “fue un acto dictatorial lo que hizo Macri en el 2018, porque a nadie democrático se le ocurriría, sin el consenso, sin la autorización, sin una Ley del Congreso Nacional, tomar ese monto extraordinario de crédito. Ni siquiera tenemos la fecha exacta en la que se tomó, cuándo se firmó y cómo llegó la plata al país”.

“Ahora nos queda el pago que debemos hacerlo entre todos los argentinos, porque los intereses, los servicios de la deuda, se pagan con la recaudación, por lo que uno aporta, así sea por IVA o impuestos”, reprobó.

De manera que “parte de lo que se recauda, en vez de ir al desarrollo económico de la Argentina, a los sectores más vulnerables y a hacer más viviendas, casas, agua potable, rutas, etcétera, irá a pagar estos intereses que tomó la gestión de Macri”, condenó.

Explicación de economistas de Macri

Asimismo, De la Rosa rebatió ante esta Agencia las explicaciones que dan los economistas y funcionarios del Gobierno macrista, quienes intentan justificar el aumento sideral de la deuda externa aduciendo que los préstamos se tomaron para “pagar deuda de Cristina Kirchner”.

“Que aparezcan los papeles –demandó-. Porque no se puede decir que se pagó deuda, ya que en ese caso veríamos un indicador que es un stock de deuda externa que ahora subió”, esclareciendo que durante la gestión de la expresidenta “no se amortizó deuda externa, pues, por el contrario, durante los Gobiernos de Néstor y Cristina se la reestructuró en una de las mejores operaciones del mundo. Ahí bajó el 54% del stock de la deuda”.

Para finalizar, resaltó que “estamos esperanzados en que haya justicia sobre este tema y que estos hechos no se vuelvan a cometer” porque “no se puede endeudar en dólares a la Argentina sin que pase por el Congreso Nacional”. “Eso lo establece la Constitución Nacional y durante el Gobierno de Macri se la obvió, y no por dos pesos, sino por 44 mil millones de dólares”, con