El municipio, la policía y propietarios de bares se reúnen para pulir cuestiones de protocolo.

En horas de la mañana del miércoles desde las 10:30 hs. Aproximadamente se estuvo iniciando una reunión llevada adelante en el sum del municipio clorindense, la misma sirvió para pulir ciertas cuestiones del protocolo que se está implementando en el sector de bares y gastronómicos y así poder dar continuidad a la actividad siempre teniendo en cuenta los detalles de cuidados sanitarios. El Presidente del Concejo Deliberante Ariel Caniza fue quien encabezó esta reunión y estuvo acompañado del Secretario de Gobierno Walter Martínez, el Director de Inspección Urbana Ezequiel Viggiano, todos ellos por el municipio, en tanto que por la Policía de la Provincia de Formosa desde la UR3 estuvieron presentes el Comisario Mayor Faustino Amarilla quien es segundo jefe de la UR3 y el Comisario Mayor Abel Darío Burguener, en tanto que los responsables de bares y confiterías de la ciudad estuvieron presentes en casi una treintena de personas para dialogar sobre los detalles que los convocaba.
Se trató de una reunión muy amena en la que se escucharon las posiciones de ambas partes tanto autoridades como también de los propietarios de locales quienes comentaron ciertas inquietudes y cuestiones que serán pulidas según señalaron las autoridades. Pero lo más importante fue que una vez más se hizo especial foco en que se cumplan con las recomendaciones sanitarias y el protocolo existente para con la apertura, “si tenemos que clausurar a algún lugar por no cumplir con el protocolo lo vamos a hacer” dijo en parte Caniza quien además solicitó mayor compromiso a los propietarios a la hora de controlar sus locales ya que en definitivas quienes se perjudicaran son ellos.
La cuestión de los deliverys también fue tema tratado y se implementara de la siguiente manera, de lunes a jueves podrán encarar su actividad hasta las 23 hs. En tanto que los días viernes, sábados y domingos lo podrán hacer hasta las 00 hs. Se va a continuar con los controles conjuntos para verificar que todo lo establecido por el protocolo se cumpla y también hubo un pedido especial para los clientes, los comensales quienes también deben llegar a los lugares que se presentan con el barbijo y cuando se retiran volver a colocárselo, respetar las recomendaciones y evitar superar el numero de personas por mesa establecidos.