Mayans mantiene su postura a favor de “las dos vidas” y reiteró que el proyecto “es inconstitucional”

Tras la aprobación en la Cámara de Diputados del Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, el senador José Mayans, en diálogo con La Mañana, reafirmó su postura sobre este proyecto, que pasará en los próximos días al seno de la Cámara Alta.

 

 

 

 

 

 

 

 

Al respecto, el legislador clorindense sostuvo que “de principio hay que establecer claro que la Constitución Nacional está a favor de la vida, y también los tratados internacionales que tienen jerarquía constitucional en la Argentina”.

En cuanto al Senado, anticipó que el 29 de este mes estarán tratando este proyecto de ley luego de que esta semana pasaron por las comisiones unos 60 expositores de cada una de las posturas. Para Mayans, por ahora las posiciones y los votos a favor o en contra se encuentran muy parejos.

Tras señalar que mantiene su idea de que dentro del proyecto hay muchas contradicciones, señaló que con su colega formoseña María Teresa González defienden su postura apoyando a las dos vidas. “Nos dicen que estamos en contra, y en realidad estamos a favor de la salud física y mental tanto de la mujer como del niño por nacer”, aseguró.

Recordó que en un momento del debate, “un expositor dijo que si se aprobaba esta ley, algunas provincias debían cambiar sus Constituciones, ya que tienen cláusulas de que la defensa de la vida es a partir de la concepción. Eso es un disparate, las Constituciones provinciales están basadas en la Constitución Nacional, y esta última habla claramente de la defensa de la vida, de la madre del niño desde el embarazo y de políticas públicas que lleven a su cuidado”, enfatizó.

“Mi posición es conocida, yo creo que este proyecto de ley es inconstitucional, viola el estado de derecho. Hay un principio que es sagrado, que es la vida de una persona y es lo que está en discusión acá”, sostuvo el jefe del bloque del Frente de Todos.

También aludió a los dichos del ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, quien en una reunión de comisión donde se debatía el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo había manifestado que “hay una sola vida y lo otro es un fenómeno”.

“Esto no es un fenómeno”, resaltó y remarcó: “Es un ser humano que está en pleno desarrollo. Obviamente que la discusión dice que la mujer tiene que disponer de su cuerpo y tomar decisiones por él, lo cual es claramente cierto. No obstante, hay que tener en claro que es el cuerpo de otra persona; por cuestión natural, la mujer es la que engendra y es otra persona la que se está engendrando en el vientre materno; no es un órgano, es un ser humano en gestación”.

 

 

“No creemos que las cosas se solucionen matando a una persona”

 

 

Tras advertir que hay muchas contradicciones dentro del proyecto en debate, Mayans reafirmó su postura “pro vida” y expresó: “No creemos que las cosas se solucionen matando a una persona, porque un bebé de tres meses y medio es una persona, aunque lo quieran justificar con otro nombre, como dijo el ministro (Ginés González García), que es un fenómeno”.

El legislador justicialista alertó que “el hecho de que estemos en un Estado donde prácticamente no se protegen las dos vidas es el peor mensaje que se le puede dar a la juventud. Hay que proteger la vida humana, necesitamos realmente un estado de pleno derecho”, enfatizó.

Más adelante, el jefe de la bancada oficialista en el Senado advirtió que “hay otro tema del que no se habla y es que al tratarse de una ley de orden público, de cumplimiento obligatorio de todos los Estados provinciales, ¿quién se hace cargo de esto?”, aludiendo así a los costos económicos que significará la aplicación de la normativa.

“Vamos a crear una obligación donde a partir de acá en una provincia, a una persona que solicita este tipo de práctica se le tiene que poner a disposición en 10 días el servicio de salud, el parte quirúrgico, el quirúrgico y el posquirúrgico”, apuntó y recordó que hay algunos hospitales del país que ni siquiera tienen insumos para hacer frente a la pandemia de coronavirus.