Gildo Insfrán: “Con pandemia incluida, nunca hemos parado de hacer obras”

El gobernador de Formosa, Gildo Insfrán, subrayó que “con pandemia incluida, nunca nos detuvimos ni hemos parado de hacer obras”, ya que “somos un Gobierno peronista que piensa en la gente”.

Así lo manifestó este martes 15 durante un acto en la Casa de Gobierno, donde suscribió con el ministro de Obras Públicas de la Nación, Gabriel Katopodis, diversos convenios, acuerdos y contratos para la ejecución de infraestructura estratégica en materia vial, hídrica y de saneamiento para las localidades de Formosa, Pirané, Ingeniero Juárez, Riacho He Hé, Laguna Blanca, Villa Escolar y General Mansilla, así como para las defensas y correderas del río Pilcomayo en el noroeste provincial.

Participaron además el secretario de Obras Públicas de la Nación, Martín Gill; el administrador del ENOHSA, Enrique Cresto; el vicegobernador de Formosa, Eber Solís; el jefe de Gabinete de Ministros, Antonio Ferreira; funcionarios provinciales, además de los intendentes formoseños, entre otros.

En ese marco, el primer mandatario inició su alocución dirigiéndose a Katopodis: “Fuiste el primer ministro que nos visitó y siempre digo que el que nos visita en enero tiene un plus. Viniste el 18 de enero de este año y recorrimos las obras en plena siesta, cuando todos saben que en la siesta de Formosa ni las lagartijas andan”.

En declaraciones que recogió AGENFOR, recordó que luego el titular de Obras Públicas de la Nación “volvió el 28 de mayo acompañándolo al presidente de la Nación, Alberto Fernández, y este martes 15 de diciembre lo tuvimos por tercera vez en Formosa”.

“Le hice un desafío al señor Presidente, porque le conté que el presidente que más ha venido a Formosa fue el compañero Néstor Kirchner, quien nos visitó siete veces: una vez como gobernador, dos veces como candidato y después cuatro veces más como presidente de la República”, indicó.

Hizo notar que Kirchner “no solamente vino a la capital, también estuvimos en Ingeniero Juárez para dar inicio a esa magnífica obra que es la ruta 81, que fue pavimentada en toda su extensión en tres años. Unos 400 kilómetros en tres años, eso es para responderle una vez más al Gobierno Nacional anterior, a una de las tantas mentiras que ustedes ya saben”.

No obstante, marcó que “no voy a perder tiempo en eso, porque lo importante fue que esas visitas se transformaron en logros”, significando que estos incluyen “obras que se suscribieron, donde algunas están en ejecución y otras con los trámites pertinentes para las autorizaciones de los llamados a licitación”.

“Este es un Gobierno peronista que piensa en la gente, en el hombre de carne y hueso”, subrayó categórico.

“Nunca hemos parado”

En otro tramo de su discurso, el gobernador Insfrán les habló a los intendentes formoseños, a quienes les recalcó: “Cada lugar de la provincia va a tener la obra que les corresponde, ya sea con financiamiento nacional o del Tesoro Provincial, como lo hemos hecho estos últimos cuatro años, en los cuales hemos trabajado en forma conjunta y nunca hemos parado”.

“Si bien aminoramos la velocidad con la que veníamos, no nos detuvimos –acentuó-. Hoy estamos nuevamente acelerando la marcha y esto es por decisión del señor Presidente de la Nación y la ejecución de los funcionarios que funcionan, como el ministro Katopodis”.

Planteó aquí que “cuando nos preguntan por el proyecto de la pospandemia, decimos que acá hay un solo proyecto, ya que con pandemia incluida nunca nos detuvimos ni hemos parado de hacer obras. Y así vamos a seguir actuando”.

Interior

Asimismo, el doctor Insfrán puso de relieve que “si hoy podemos firmar esta ampliación de obras de agua potable en Ingeniero Juárez, siendo que estamos a 500 kilómetros, es porque el Gobierno de la provincia, de sus recursos, hizo una planta potabilizadora con capacidad para que esa extensión se realice”.

De igual modo, “en Las Lomitas se está poniendo a prueba la nueva planta, que duplica la capacidad de producción de agua potable, lo que permitirá que en breve estemos con los pedidos para hacer la ampliación de red”.

“Un millón de gracias también por ese hermoso hospital de Laguna Blanca, que es distrital y se va a finalizar con esto que firmamos, como además la planta de agua potable”, destacó.

Respecto del río Pilcomayo, resaltó según recogió esta Agencia que a la vez “firmamos para realizar la limpieza de las correderas y la construcción de barreras de seguridad para las comunidades del Departamento Ramón Lista y ahora seguramente tendremos que ir extendiendo más al este, al Departamento Patiño”.

Agua, recurso precioso

Al hacer referencia a la obra hidrovial de la ruta 28, el gobernador Insfrán distinguió que “este año pudimos ver su valor estratégico”, ya que gracias a la misma “30 mil kilómetros de los 74 mil kilómetros cuadrados que tiene la provincia recibieron agua dulce”.

“Por la ruta 81, desde Lomitas, Pozo del Tigre, Estanislao del Campo, Ibarreta, Fontana, Palo Santo y Pirané –enumeró-. Y por la ruta 86, desde Posta Cambio Salazar, Lugones, San Martín Dos, Güemes, Belgrano, Tacaaglé, El Espinillo, Buena Vista, Laguna Blanca y Laguna Naineck, todos lugares que, a pesar de un año de sequía, no tuvieron dificultades para dar agua potable a cada población gracias a esa obra de la ruta 28”.

Rememoró el doctor Insfrán cuando “se nos reían porque decíamos que ninguna gota de agua dulce tiene que ir al mar. ¿Hace cuántos años que venimos diciendo eso? Y teníamos razón. Porque ahora resulta ser que los yankees cotizan el agua dulce como un commoditie, como un material precioso como el oro, lo cual no es un dato menor”, apuntó.

Entendió entonces que “de ahí tiene que venir nuestra preocupación de preservar el río Paraguay, que hoy se está contaminando, porque los pueblos que están a la vera del afluente no tienen el tratamiento correspondiente con los efluentes cloacales e industriales”, advirtió.

“La única ciudad sobre la vera del río Paraguay que tiene el tratamiento de residuos cloacales sólidos es Formosa”, valoró el primer mandatario.

Para finalizar, instó a “tomar conciencia” sobre el tema y “como es un río internacional, debemos insistir ante nuestra Cancillería y nuestro Presidente para que se hagan las gestiones correspondientes, ya que tenemos que cuidar y no hipotecar el futuro de nuestros queridos descendientes”.