Clorinda: luego de incidentes en el cementerio, inhumaron a una víctima de siniestro vial

Momentos de tensión se vivieron el martes a la noche frente al Cementerio La Piedad de Clorinda, cuando una muchedumbre exigió a la Policía la autorización para realizar el velatorio de los restos de un joven del barrio El Porteño Norte, Luis Fernando Martínez, conocido como “Titino”, que falleció días después de haber protagonizado un siniestro vial sobre la avenida Néstor Kirchner, donde se halla una lomada que ya dejó más de una víctima fatal.

La Policía de la Provincia, queriendo hacer cumplir el protocolo vigente para los sepelios, dispuso el traslado de los restos del joven hasta el Cementerio La Piedad, donde una muchedumbre acompañó para tratar que no fuera inhumado en horas de la noche, como al parecer pretendía la autoridad policial.

En medio de discusiones subidas de tono, el encargado del cementerio, Miguel Aranda, planteó dejar el cuerpo en depósito en uno de los nichos del camposanto e inhumarlo al día siguiente, mientras que la Policía planteó depositarlo en la morgue del hospital de Clorinda.

 

Protocolo

 

Los efectivos policiales intentaron hacer entender a familiares y allegados del infortunado joven sobre la vigencia del protocolo COVID-19, que establece evitar aglomeraciones en velatorios e inhumaciones.

Finalmente, se concedió a la familia retornar con el féretro al barrio El Porteño Norte, donde el cuerpo del joven fue velado hasta este miércoles. Luego, una importante caravana de vehículos y motos acompañó el féretro hasta el Cementerio La Piedad para su inhumación, que se concretó alrededor de las 9 de la mañana.